El cuerpo más bello del mundo – Pasquale Festa Campanile, 1979

El cuerpo más bello del mundo (V.O. Il corpo della ragassa)

Italia, 1979

Director: Pasquale Festa Campanile

Género: Comedia

Guión: Enrico Oldoini, Alberto Lattuada, Ottavio Jemma (basándose en novela de Gianni Brera)

Intérpretes: Enrico Maria Salerno (Ulderico), Lilli Carati (Teresina)

Música: Riz Ortolani

Argumento

Pasquale es un campesino viudo que vive en una humilde casa rural con su hija adolescente Teresina. Para calmar sus necesidades sexuales y afectivas, que no han hecho más que crecer tras la muerte de su esposa, el humilde labrador decide contratar a una prostituta y llevarla a su casa durante unas semanas. En el burdel del pueblo elige a una madurita llamada Cecchina, y se la lleva a casa a bordo de una camioneta, a bordo de la cual también se encuentra su bella hija Teresina.

El profesor Ulderico Quario, acaudalado médico de la ciudad próxima, ve a la hermosa joven en la camioneta mientras su padre entra en el prostíbulo, y decide indagar sobre la identidad de la muchacha. Así, cuando Pasquale y su hija se han ido con Cecchina, el profesor entra en el burdel para informarse. La madame ya le conoce, pues es un cliente habitual, y le proporciona los datos que solicita.

Días después, Teresina conoce a un camionero, que se enamora de ella. Ambos inician una relación, si bien él debe estar ausente con frecuencia por motivos de trabajo. Mantienen el contacto a través de cartas.

El profesor Quario, por su parte, no puede olvidar a la bella Teresina; y busca conseguir un acercamiento. La excusa ideal sería que la chica entrara a trabajar en su casa. Para ello cuenta con las artes persuasivas de la madame del prostíbulo y la influencia que ésta ejerce sobre el padre de la joven.

Así, Teresina es contratada por Quario como criada. Éste dice que antes la muchacha debe pasar por “un exámen médico” (para así poder verla desnuda y tocarla). Las intenciones del maduro caballero para con la ingenua jovencita son más que obvias, pero en lugar de ir “directo al grano”, el profesor opina que “el verdadero placer consiste en prolongar el deseo”. De ese modo, el acercamiento a la chica es muy lento y progresivo, lleno de picantes juegos y preámbulos.

Teresina se da cuenta de que el viejo profesor la desea, y por consejo de la prostituta Cecchina comienza a aprovecharse de la situación. “Entre las piernas tienes un gran capital, es como si fuera una cuenta bancaria” le dice la ramera “sólo debes saber cómo sacar el máximo beneficio”. A partir de ese momento, la hasta entonces inocente muchacha se dedica a explotar los aún no saciados apetitos carnales de su empleador. Éste comienza a ceder ante sus caprichos: un anillo, un collar, lencería fina…

Al mismo tiempo, el refinado profesor Quario quiere hacer de la bella pero basta jovencita pueblerina toda una dama de la alta sociedad, y comienza a educarla, enseñándole modales y etiqueta. Él la ve como un diamante en bruto que aún hay que pulir.

Teresina, instigada por Cecchina, planea casarse con el adinerado médico para así tener acceso a toda su fortuna. Mientras tanto, sigue siendo cortejada por el joven camionero.

Comentario

Amena commedia sexy all´italiana del estilo de “Paolo il caldo” (Marco Vicario, 1973) aunque con un planteamiento bastante más interesante. En el rol protagónico, como la rústica pero apetecible Teresina, tenemos a Lilli Carati, actriz que destacó en la excelente “Avere vent´anni” (Fernando Di Leo, 1978).

En ésta ocasión, Lilli Carati tiene un papel superficialmente muy diferente al de Tina en “Avere vent´anni”… aunque en el fondo no tanto: Si bien al principio Teresina es aún tímida e inocente (El personaje de Tina siempre es todo lo contrario), cuando se percata de la influencia que tiene sobre Quario y es aconsejada por su amiga la prostituta, su candor se transforma en una máscara, en un subterfugio; en “las armas de mujer” que ella sabrá emplear para manipular a su antojo al rico profesor.

De ese modo, el maduro caballero que se quería aprovechar de la pueblerina jovencita cae poco a poco en las redes de ésta, y es ella la que termina usándolo a él.

El profesor Ulderico Quario, viejo y distinguido galán, está interpretado nada menos que por Enrico Maria Salerno (el padre de Lisa en “L´Ultimo treno della notte” – Aldo Lado, 1975). Salerno ha participado además en uno de los primeros gialli de Dario Argento, “El pájaro de las plumas de cristal” (1970) o en el polizziesco “La Polizia Ringrazia” (Steno, 1972).

“Il corpo della ragassa” fue dirigida por Pasquale Festa Campanile, ligado sentimentalmente a la protagonista Lilli Carati – quien era mucho más joven que él, lo que inevitablemente recuerda a la relación que en el ficticio mundo del celuloide Teresina tenía con el profesor. Festa Campanile es el realizador de películas tan memorables como “Autostop Rosso Sangue” (1977), con Franco Nero y Corinne Cléry o “Manolesta” (1981) con Tomas Milian.

De la banda sonora se encargó Riz Ortolani, compositor de la inolvidable música de “Cannibal Holocaust” (Ruggero Deodato, 1980) o de la primera miniserie de la saga de “La Piovra” (Damiano Damiani, 1984).

FHP, enero de 2016

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s