Vulcano, hijo de Júpiter – Emimmo Salvi, 1962

Vulcano, hijo de Júpiter (V.O. Vulcano, figlio di Giove)

Italia, 1962

Director: Emimmo Salvi

Género: Peplum

Guión: Ambrogio Molteni, Emimmo Salvi, Gino Stafford, Benito Ilforte

Intérpretes: Bella Cortez (Etna), Iloosh Khoshabe (Vulcano), Annie Gorasini (Venus), Gordon Mitchell (Plutón)

Música: Marcello Giombini

Argumento

Las continuas escapadas de su hija Venus al mundo de los mortales se convierten en un quebradero de cabeza para Júpiter, el señor del Olimpo. La bella diosa se cita regularmente en la Tierra con el apuesto Adonis. Pero éste no es el único que la desea. Venus lo sabe, y disfruta provocando con su sensual actitud incluso a sus hermanos Vulcano y Marte. Ambos dioses se enzarzan en una disputa, indirectamente causada por los celos y la rivalidad que Venus ha sembrado entre ellos. Júpiter los castiga a estar un mes sin poderes divinos.

Marte se rebela contra su padre, y escapa del Olimpo llevándose a Venus consigo. Ambos llegan al reino de Tracia. Allí, el dios de la guerra pretende convencer al rey Milos que se alíe con él para atacar el Olimpo y derrocar a Júpiter. Marte ha decidido suplantar a su padre como máximo dios. Milos se resiste al principio a participar en un proyecto tan descabellado, pero Marte logra convencerle, prometiendo convertirle en el rey más poderoso de la Tierra. El plan de Marte consiste en construir una torre tan alta que llegue hasta el Olimpo, y una vez allí “tomar el cielo por asalto”, atacando a Júpiter y sus fieles para ocupar su lugar.

Sigue leyendo

Anuncios

El gigante de Metrópolis – Umberto Scarpelli, 1961

El gigante de Metrópolis (V.O. Il gigante di Metropolis)

Italia, 1961

Director: Umberto Scarpelli

Género: Peplum, espada y brujería, ciencia-ficción

Guión: Sabatino Ciuffini, Ambrogio Molteni, Oreste Palella, Emimmo Salvi, Umberto Scarpelli, Gino Stafford

Intérpretes: Gordon Mitchell (Obro), Bella Cortez (Mecede), Roldano Lupi (Yotar)

Música: Armando Trovajoli

Argumento

En el año 20.000 antes de Cristo, Atlantis es el continente más poderoso de la Tierra. La ciudad de Metrópolis es allí la capital del Imperio, desde la cual el despótico rey Yotar busca extender su dominio a todo el orbe. Yotar es un tirano sin escrúpulos que ha hecho un mal uso de la ciencia para esclavizar a sus súbditos, privándoles de su voluntad y de su libre albedrío. Sus experimentos amenazan con subvertir el orden natural: Ha logrado prolongar la vida artificialmente, encadenando espíritus a la materia; busca obtener el secreto de la vida y la muerte, desafía a los dioses con su soberbia, amenaza con provocar un desequilibrio planetario con nefastas e imprevisibles consecuencias…

Sabedores de los proyectos delirantes del rey de Atlantis, los integrantes de un pueblo llegado desde un remoto lugar a otro lado del océano se dirigen hacia Metrópolis. Tienen la intención de convencer a Yotar de que deponga su actitud. Durante el trayecto, ya muy cerca de su destino, el viejo caudillo de esa tribu de sabios muere a causa de la extenuación. El encargado de tomar el mando es su musculoso hijo Obro.

Yotar es informado de que un grupo de extranjeros se acerca a los muros de la ciudad, y ordena que sean eliminados mediante “la trampa magnética”. Por las montañas en las que avanzan Obro y sus fieles se extiende una nube tóxica, y cuando los vapores se dispersan, puede verse que los forasteros han sido reducidos a esqueletos. Sólo Obro, dotado de una prodigiosa constitución física, ha logrado sobrevivir.

La tecnología que posee la clase dirigente de Metrópolis está muy avanzada, y los guardianes de Yotar cuentan al parecer con complejos sistemas de videovigilancia que les permiten supervisar todo lo que sucede en los alrededores de la ciudad. Así, comprueban que uno de los extranjeros ha sobrevivido. El rey exige que sea traído a su presencia.

Sigue leyendo