Cuenta saldada – Stelvio Massi, 1976

Cuenta saldada (V.O. Il conto é chiuso a.k.a. “The Last Round”)

Italia, 1976

Director: Stelvio Massi

Género: Polizziesco

Guión: Piero Regnoli, inspirado en libro de Dashiell Hammett

Intérpretes: Luc Merenda (Rico Manzetti), Carlos Monzón (Marco Russo), Leonora Fani (Nina), Giampiero Albertini (Sapienza)

Música: Luis E. Bacalov

Argumento

El autostopista Marco llega procedente del sur de Italia a una zona industrial en busca de trabajo. En un polígono de fábricas cerca de la carretera presencia cómo varios empleados están siendo arbitrariamente despedidos. Marco decide intervenir a favor de los trabajadores, y ello desencadena una pelea con los guardas de seguridad. Así, el recién llegado se ve obligado a usar los puños contra los matones a sueldo del jefe. Marco demuestra ser un experto en la lucha callejera, pero es derribado cuando una piedra lanzada por uno de sus contrincantes le impacta en la cabeza.

Tras ello, el inconsciente y herido joven es abandonado a su suerte en una zona campestre a las afueras de la ciudad. Allí, al volver en sí, conoce a una chica ciega llamada Nina, y a su padre adoptivo apodado “Sapienza” (“Sabiduría”). Ambos viven en una destartalada caravana en la periferia, y hospedan a Marco hasta que se ha repuesto por completo. Nina es invidente pero tiene facultades extrasensoriales, una capacidad especial para percibir lo que está por suceder. Marco, que llegó en busca de trabajo, intenta informarse sobre el funcionamiento de las cosas en esa ciudad. “¿Quién manda aquí?” le pregunta a Sapienza. Éste le explica que dos poderosas bandas se reparten allí los negocios: El grupo de Manzetti y el de Belmondo.

La nave industrial donde se produjo la reyerta era propiedad de Rico Manzetti, importante contrabandista. Cuando Manzetti se entera de que un desconocido ha dejado fuera de combate a una decena de sus hombres antes de ser tumbado, manifiesta su interés en conocerlo. Rico es un joven solapado y sin escrúpulos, siempre elegante, muy aficionado a las armas de fuego, y que se desplaza a bordo de un Rolls-Royce. Su hermano menor sospecha que el “agente provocador” que se enzarzó en una pelea con los guardianes había sido enviado por algún sindicato, pero Rico intuye que no es así.

Los Manzetti planean asesinar próximamente al incómodo juez Grimaldi, y como éste siempre se mueve acompañado por escoltas necesitan más hombres para cumplir con éxito su objetivo. Rico piensa que Marco podría ser uno de ellos…

Sigue leyendo

Anuncios

Mister Scarface – Fernando Di Leo, 1976

I padroni della città (a.k.a. “Mr. Scarface”)

Italia, 1976

Director: Fernando Di Leo

Género: gangsters, acción, comedia

Guión: Fernando Di Leo, Peter Berling

Intérpretes: Jack Palance (Scarface Manzari), Al Cliver (Rick), Harry Baer (Tony)

Música: Luis E. Bacalov

Argumento

Nos introduce al film una secuencia de carácter onírico y ralentizado, donde vemos a un individuo que asesina a otro en una casa en presencia de un niño (que suponemos es el hijo de la víctima). No hay diálogos y las imágenes están acompañadas por una música que subraya la tensión y la angustia de la escena. El asesino es un personaje inquietante con el rostro marcado por una cicatriz. El chico, que estaba en la cama y ha sido testigo del asesinato de su padre, se levanta, toma la pistola que el criminal ha dejado sobre la mesa y le dispara. Pero ya no había balas. El asesino golpea al muchacho y se marcha.

Tras ese preámbulo y los títulos de crédito comienza la historia: Estamos en Roma en 1976. Tony se desempeña como cobrador para una banda de extorsionistas, dedicándose a recolectar semanalmente el dinero de “protección” a comerciantes de la zona. Recorre Roma en un llamativo y extraño descapotable todoterreno y a los que no quieren o pueden pagar les hace “cobrar” a base de golpes. Es un buen luchador curtido en innumerables peleas callejeras.

Tony trabaja para la banda de Luigi, quien tiene sus oficinas en unas salas de billar. El cobrador está cansado de desempeñar siempre la misma tarea, y piensa que no es posible ganar mucho dinero de ese modo. Además, una nueva organización más violenta y peligrosa está comenzando a hacerles la competencia: Se trata del grupo dirigido por un siniestro individuo apodado “Lo Sfregiato” (El Cicatrizado).

Sigue leyendo

La espía se desnuda – Fernando Di Leo, 1975

La espía se desnuda ( V.O. Colpo in canna, a.k.a. “Loaded Gun”)

Italia, 1975

Director: Fernando Di Leo

Género: polizziesco, comedia

Guión: Fernando Di Leo

Intérpretes: Ursula Andress (Nora Green), Woody Strode (Silvera), Marc Porel (Manuel)

Música: Luis E. Bacalov

Argumento

Nora Green trabaja como azafata en una compañía aérea. Uno de los vuelos en los que viaja la lleva hasta la ciudad de Nápoles. Nada más llegar al aeropuerto se despide del resto de la tripulación y se dispone a cumplir un encargo: Un pasajero le había pedido que entregara una carta a un tal Silvera. Éste tiene sus oficinas en un circo. Nora llega hasta allí y se presenta ante Silvera y sus hombres, individuos patibularios y de hosco aspecto gangsteril. Silvera, el jefe del grupo, es un enorme mulato con cara de pocos amigos. Cuando Nora le entrega la carta, hace amago de marcharse, pero los miembros de la banda la retienen. La misiva contenía una amenaza de muerte de un rival de Silvera conocido como “el Americano”. Éste le informa de su intención de tomar el control de sus negocios en Nápoles.

Sigue leyendo

Vacaciones para matar – Fernando Di Leo, 1980

Vacanze per un massacro

Italia, 1980

Director: Fernando Di Leo

Género: Thriller/Softcore

Guión: Fernando Di Leo

Intérpretes: Joe Dallesandro (Joe), Lorraine De Selle (Paola)

Música: Luis E. Bacalov

Argumento

Un presidiario se fuga de la cárcel, descolgándose por las paredes de la prisión con una cuerda fabricada a base de sábanas. Huye a pie, corriendo por el campo hasta llegar a una granja. Con la intención de robar un coche, allí se enfrenta a dos hombres, matando a uno de ellos. Logra hacerse con el vehículo y escapa por carretera a través de las montañas.

Llega hasta un idílico paraje donde ve una rústica casa campestre de piedra y madera. Haciéndose pasar por un “agente de seguros” pregunta a unos pastores si vive alguien allí. Éstos responden que la casa pertenece a gentes de la ciudad, que suelen venir allí a pasar los fines de semana.

Sigue leyendo

Caza despiadada a los secuestradores – Fernando Di Leo, 1975

La città sconvolta: Caccia spietata ai rapitori (a.k.a. Kidnap Syndicate)

Italia, 1975

Director: Fernando Di Leo

Género: Polizziesco

Guión: Fernando Di Leo, Ernesto Gastaldi

Intérpretes: Luc Merenda (Colella), James Mason (Filippini), Irina Maleeva (Lina), Marino Masé (Pardi)

Música: Luis E. Bacalov

Argumento

El joven padre viudo Colella es un humilde mecánico que repara motocicletas en su taller. Una mañana, cuando ha acompañado a su hijo Fabrizio al colegio, éste se entretiene a hablar a las puertas de la escuela con su amigo Antonio, que es de familia acomodada. De repente, aparece un coche del que emergen individuos con pasamontañas. Éstos se llevan a Antonio por la fuerza. Cuando Fabrizio trata de impedirlo, también éste es abducido.

El pintoresco y simpático comisario Magrini, de marcado acento napolitano, está a punto de irse de vacaciones. Pero la llamada telefónica de un superior hace aguas sus planes: Ha habido un doble secuestro y debe entrar en acción.

El pequeño Antonio es el hijo de un multimillonario industrial, el ingeniero Filippini. Él era el único objetivo del rapto, pues los secuestradores tienen la intención de pedir un jugoso rescate al acaudalado padre. El hecho de que también se llevaran a Fabrizio, hijo de un pobre trabajador sin recursos, no ha sido más que mala suerte, algo puramente accidental. Fabrizio se encontraba en el lugar equivocado en el momento equivocado. A esa conclusión llega también el temperamental comisario Magrini.

Entretanto, los niños están retenidos en un habitáculo de madera con dos camas. Los secuestradores, entre los que se encuentra una mujer, les dan comida y revistas de comics.

Sigue leyendo

Il Boss – Fernando Di Leo, 1973

Il Boss (a.k.a. “Secuestro de una mujer”)

Italia, 1973

Director: Fernando Di Leo

Género: Polizziesco, Gangsters

Guión: Fernando Di Leo (basándose en una novela de Peter McCurtin)

Intérpretes: Henry Silva (Lanzetta), Richard Conte (Don Corrasco), Gianni Garko (Torri), Antonia Santilli (Rina), Corrado Gaipa (Rizzo), Marino Masé (Pignataro)

Música: Luis E. Bacalov

Argumento

En Palermo, el sicario Nick Lanzetta se introduce en un cine durante una sesión privada en la que los miembros del grupo mafioso de Antonino Attardi se disponen a visionar una película erótica danesa. Lanzetta, que actua por cuenta de Don Giuseppe D´Aniello (rival de Attardi) masacra a todos los presentes desde la cabina de proyecciones disparándoles con un lanzagranadas.

Los 10 cadáveres semicarbonizados e irreconocibles terminan en el tanatorio, donde Carlo Attardi, hermano del jefe asesinado, jura venganza.

D´Aniello ordenó el ajuste de cuentas porque Attardi había metido en su organización a Cocchi, un asesino a sueldo de la ´Ndrangheta calabresa sospechoso de ser un infiltrado que vende informaciones a la comisión antimafia al mismo tiempo que trata de hacerse miembro de la Cosa Nostra.

El comisario Torri, encargado de investigar el atentado, se encuentra con Cocchi, descubriendo que éste planea formar junto al hermano de Attardi un grupo de sicarios para vengarse de D´Aniello. Torri, que tiene contactos en el vértice de la Cosa Nostra, avisa entonces a Don Corrasco de los planes del calabrés. Don Corrasco es el máximo jefe de la Mafia en Sicilia („il Boss“).

Cocchi pone pues en práctica la ejecución de su venganza y hace secuestrar a Rina, la joven y atractiva hija de D´Aniello. El calabrés pretende que D´Aniello se entregue a cambio de la vida de su hija. El padre se dispone a aceptar, pero Don Corrasco le dice que no se precipite, pues va a buscar una solución al dilema sin que sea necesario rendirse ante el chantaje: Don Corrasco encarga a Lanzetta, el mejor de sus hombres y autor de la masacre del cine, la misión de rescatar a Rina y eliminar a Cocchi. Al mismo tiempo Don Corrasco también avisa a Lanzetta de que vigile a D´Aniello, para impedir que éste trate de tomar medidas por su cuenta (pues había sugerido pagar un cuantioso rescate, lo que sería interpretado por el enemigo como un síntoma de debilidad).

Sigue leyendo