Crimen sin huella – Mario Landi, 1979

https://www.nightmare-horrormovies.de/uploader/uploads/2016/11/i689bs0vni.jpg

(Imagen: nightmare-horrormovies.de)

Crimen sin huella (V.O. Giallo a Venezia)

Italia, 1979

Director: Mario Landi

Género: Polizziesco, giallo, softcore

Guión: Aldo Serio

Intérpretes: Leonora Fani (Flavia), Jeff Blynn (Inspector De Pol), Gianni Dei (Fabio), Mariangela Giordano (Marzia)

Música: Berto Pisano

Argumento

Los cuerpos sin vida del arquitecto Fabio y su joven esposa Flavia aparecen cerca de uno de los canales de Venecia. Él ha sido asesinado a puñaladas, mientras que el cuerpo de ella no presenta señales de violencia. El comisario Angelo De Pol es el encargado de investigar el caso, junto a su ayudante Maestri. El forense descubre que el arma del delito en el caso de Fabio fueron unas tijeras. Flavia, en cambio, murió ahogada. En las ropas de Fabio la policía encuentra cocaína. De Pol no se explica por qué el asesino sacó del agua el cadáver de la chica tras ahogarla en el canal.

El comisario le hace una visita a la escritora Marzia, una amiga del matrimonio. Al principio procura mantenerse reservada, pero termina revelando detalles de la vida íntima de Flavia y su marido. Al parecer, además de consumidor de cocaína, Fabio era también un libertino. Sólo se excitaba con las voluptuosidades más extravagantes, lo que terminó hastiando a su esposa. Fabio se estimulaba con imágenes pornográficas y gustaba del exhibicionismo, el voyeurismo, la sodomía, los juegos sadomasoquistas… Mientras el comisario escucha su testimonio, la mujer recibe llamadas amenazantes. Se trata, supuestamente, de un ex-amante de Marzia que pretende forzarla a que vuelva con él. El acoso telefónico se prolonga desde hace meses, y la escritora también recibe cartas con mensajes escuetos y contundentes como “Si no dejas a ese grupo de depravados te mato”.

De Pol sospecha que Marzia sabe aún más de lo que le ha contado, y ordena que su teléfono sea intervenido. Descubre entonces que ella se cita con un individuo llamado Marco, sospechoso de traficar con cocaína ( y de ser el que surtía con la droga a Fabio). Siguiendo las instrucciones de su jefe De Pol, Maestri se introduce en casa de Marzia mientras ella está ausente, y escucha los inquietantes mensajes que el acosador le deja a la joven en su contestador automático. Tras registrar la vivienda, el policía encuentra además unas diapositivas eróticas. En esas fotografías puede verse una orgía; en la que participaron Marzia y Marco así como los finados Fabio y Flavia. También aparece una chica que no puede ser identificada (por el momento).

Una noche en un descampado, una prostituta es abordada por un misterioso cliente con gafas de sol reflectantes. Cuando ella se dispone a proporcionarle el servicio, el individuo la asesina con cruel salvajismo, clavándole una daga en la vagina. A la mañana siguiente, De Pol inicia las pesquisas para esclarecer éste nuevo crimen, sospechando que puede estar relacionado con la muerte del matrimonio. Sus conjeturas se ven confirmadas cuando se da cuenta de que la prostituta genitalmente apuñalada es la chica desconocida que aparece en las fotos de la orgía.

De Pol cita a declarar a Marzia y a Marco, considerando que ambos pueden estar involucrados en las muertes. Pero los dos tienen coartadas. El testimonio de una vieja vecina pone al comisario sobre la pista de un dibujante llamado Bruno Nilssen. Éste tuvo una relación con Flavia antes de que ella se casara con Fabio.

Por su parte, el individuo de las gafas de sol reflectantes se dedica a acechar a Marzia. Él es quien la acosa telefónicamente. Una noche, mientras la espía a través de la ventana, sus celos y su furia homicida se encienden al ver cómo la joven mantiene con Marco una sesión de sexo salvaje…

Comentario

Éste híbrido de polizziesco y giallo puede perfectamente entrar dentro de la categoría del cine de explotación, pues no adolece de situaciones sumamente explícitas – tanto en lo sangriento de algunos asesinatos como en lo que respecta al contenido sexual.

El misterioso asesino de las gafas reflectantes es un desequilibrado dispuesto a todo para alejar a Marzia de la “senda de la perversión”. Para ello no sólo matará a la prostituta que participó junto a ella en la orgía; cometerá nuevos y sádicos crímenes: un hombre será tiroteado por él en las piernas y rociado con gasolina para ser así quemado vivo. Una mujer será atada desnuda a la mesa de una cocina y su pierna le será amputada lenta y dolorosamente con una pequeña sierra manual. Si embargo, el loco niega obstinadamente su implicación en los asesinatos de Fabio y Flavia. Asegura que, si bien tenía previsto matarlos, “alguien” se le adelantó. Y el comisario De Pol cree saber quién podría ser ese “alguien”…

Numerosas escenas de desnudos y actos sexuales aproximan la película al subgénero del softcore. Lo sórdido de la trama también se refleja en algunas muestras de humor macabro – y necrofílico; como cuando el comisario le pregunta al forense que qué tal las autopsias (del matrimonio) y éste responde con picardía “La de ella nada mal…”

El comisario De Pol, interpretado por Jeff Blynn, tiene la extraña característica de estar continuamente comiendo huevos hervidos. Siempre lleva consigo al menos un huevo hervido y va jugando con él, descascarándolo o comiéndoselo; mientras está en comisaría, cuando pasea por la calle en busca de indicios o durante los interrogatorios a testigos y sospechosos.

El norteamericano Jeff Blynn participó en varios polizzieschi italianos, como “I contrabbandieri di Santa Lucia” y “Napoli… la Camorra sfida la città risponde” (ambas de Alfonso Brescia y de 1979) o “Napoli spara!” (Mario Caiano, 1977).

El director Mario Landi realizaría en 1980 el film de terror de serie B “Patrick vive todavía”, presunta secuela del “Patrick” australiano (Richard Franklin, 1978), inspirado a su vez en la más conocida “Carrie” de Brian De Palma (1976). En esa película también interviene Gianni Dei, el actor que da vida al cocainómano y obseso sexual Fabio.

Leonora Fani, quien interpreta a Flavia, aparece en “Pensione Paura” (Francesco Barilli, 1977) o en “Il conto é chiuso” (Stelvio Massi, 1976) – polizziesco protagonizado por Luc Merenda. También puede vérsela en varias producciones softcore italianas y sexy-comedias setenteras.

A Mariangela Giordano, quien en ésta “Giallo a Venezia” da vida a Marzia, ya la vimos en “Le notti del terrore” (Andrea Bianchi, 1981) – una curiosa zombiexploitation de escaso presupuesto.

FHP, julio de 2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s