Perras – Guillermo Ríos, 2011

Perras

México, 2011

Director: Guillermo Ríos

Guión: Guillermo Ríos

Intérpretes: Claudia Zepeda (María del Mar), Scarlet Dergal (Sofía), Karen de la Hoya (la Tora), Alenka Ríos (Ana Ceci), Steph Boumelcroud (Iris), Andrea Pedrero (Diana), Kariam Castro (Andrea), Denis Montes (Alejandra), Eva Luna Marenco (Frida), Natalia Zurita (Patricia),

Música: Tomás Barreiro, Pablo Chemor, Daniel Hidalgo

Género: Drama, suspense

Argumento

Varias colegialas se encuentran confinadas en un aula del instituto. Un cadáver cubierto de sangre ha sido hallado en los baños del centro, y la directora ordena a sus alumnas permanecer en la clase hasta que la situación haya sido esclarecida. Las chicas están muy preocupadas y, cada una desde su perspectiva, comienzan a reconstruir los hechos. Van saliendo a flote las rivalidades y animadversiones entre ellas. Se preguntan si lo que ha sucedido es un accidente o un crimen.

Sea como fuere, una de ellas debe ser la culpable de lo que ha ocurrido, o al menos tiene una gran responsabilidad… Todas sospechan de todas, se acusan mutuamente. Una trata de tranquilizar a las demás diciendo que no irán a la cárcel porque son menores de edad. A lo que otra responde que podrían enviarlas a un reformatorio, donde las internas “son más peligrosas que las presas grandes”.

Las muchachas son diez: Lourdes, conocida como la Tora. Por ser gorda y coja las otras acostumbran a burlarse cruelmente de ella. Sobre todo Sofía, quien es muy precoz, descarada e insolente. Las mejores amigas de ésta son Iris y Ana Ceci, ambas presumidas y de poco carácter, que aspiran a ser como Sofía. María del Mar, tímida, dulce y frágil, ha sido corrompida por la influencia ninfománica de Sofi. Las demás son la sensual Patricia, la solitaria Andrea, la rebelde Alejandra y la acomplejada Frida. Sólo ésta última parece ser realmente una amiga de la Tora. Además, también está Diana, quien es ciega de nacimiento pero “parece la que mejor ve de todas nosotras”, pues tiene facultades extrasensoriales y de clarividencia, que le permiten percibir más allá de lo material…

Sigue leyendo

La Piovra VI – Capítulo 1

La Piovra VI – L´ultimo segreto

(Aquí puede leerse la INTRODUCCIÓN A LA SAGA DE “LA PIOVRA”)

Italia, 1992

 Director: Luigi Perelli

Guión: Sandro Petraglia, Stefano Rulli, Francesco Marcucci

Intérpretes: Vittorio Mezzogiorno (Davide Licata), Patricia Millardet (Silvia Conti), Remo Girone (Tano Cariddi), Ferruccio De Ceresa (General Alessio Amedei), Xavier Deluc (Lorenzo Ribeira), Pierre Mondy (Amilcare Brenno), Ana Torrent (Maria Cariddi), Luigi Diberti (Ettore Salimbeni), Béatrice Macola (Fede), Tony Sperandeo (Santino Rocchi),  Orso Maria Guerrini (Giuseppe Carta), Bruno Cremer (Antonio Espinosa)

Música: Ennio Morricone

Aquí puede leerse lo que sucedió en el último capítulo de la saga anterior

Capítulo 1

Lorenzo Ribeira, procedente de Canadá, se encuentra en Praga con un individuo que acaba de salir de prisión y que parece tener gran peso en el mundo de las finanzas.

Amilcare Brenno, un jefe de la Mafia, ha comprado en el norte de Italia un matadero. Poco después, se produce una masacre en una villa, en la que son asesinados los jefes de la Cúpula; “la Santísima Trinidad”. Brenno había dado la orden.

También se produce un atentado en un garaje contra Davide Licata: Le disparan tres tiros, uno de ellos en la cabeza.

La juez Silvia Conti está siguiendo el proceso a Espinosa cuando se entera que Davide ha sido tiroteado. Tiene escasas posibilidades de sobrevivir. Pero tras ser trasladado a Milán, donde es operado de urgencia, comienza a recuperarse milagrosamente.

En la clínica milanesa no quiere recibir visitas de nadie, ni siquiera de Silvia. Su hijo Stefano se encuentra en EEUU. Cierto día, aún en el hospital, Davide lee en los periódicos que Espinosa ha sido puesto en libertad (tras sólo cuatro meses de prisión), al parecer „por motivos de salud“. Acordándose de la promesa que le hizo al macro-criminal tras su arresto, „si algún día te liberan acudiré a esperarte con mi pistola”, Davide se esfuerza en recuperarse lo antes posible. Tras el periodo de rehabilitación abandona el centro y se dirige, armado, en busca de Espinosa.

Al llegar al palacete donde su enemigo reside, se entera de que Espinosa está, efectivamente, enfermo de gravedad. Al parecer sólo le quedan 6 u 8 meses de vida, está ya deshauciado. Davide quiere saber quién ordenó el atentado contra él. Espinosa le dice que busque a “un fotógrafo llamado Bellini”.

Sigue leyendo

La horripilante bestia humana – René Cardona, 1969

La horripilante bestia humana

México, 1969

Director: René Cardona

Guión: René Cardona y René Cardona Jr.

Intérpretes: José Elías Moreno (Dr. Krallman), Carlos López Moctezuma (Goyo), Armando Silvestre (teniente Arturo Martínez), Norma Lazareno (Lucy)

Música: Antonio Díaz Conde

Género: Terror, drama, lucha libre

Argumento

Lucy es una luchadora enmascarada que debe enfrentarse en el ring a su contrincante Elena. Durante el combate, Lucy lanza a su oponente fuera del cuadrilátero con tan mala fortuna que Elena se golpea fatalmente la cabeza. La joven, inconsciente, es trasladada de inmediato al hospital. La preocupada Lucy y su novio Arturo, teniente de la policía secreta, se dirigen también hacia allí.

El doctor Krallman tiene un hijo gravemente enfermo. Julio padece una leucemia terminal. Sin embargo, Krallman está dispuesto a salvarle al precio que sea. Junto a su cojo ayudante Goyo se dirige al zoológico para apoderarse de un gorila. Tras dormir al animal con un dardo somnífero lo sacan de su jaula y lo trasladan al laboratorio que Krallman tiene instalado en el sótano de su villa. El médico planea una arriesgada operación: Realizar una transfusión de sangre y un transplante de corazón del gorila a su hijo. Esa es la única oportunidad que le queda para impedir su muerte.

Desde el hospital llaman al doctor Krallman: Debe presentarse allí para operar de urgencia a una muchacha – Se trata de Elena, la luchadora herida.

Lucy se siente culpable de lo sucedido, aunque Arturo trate de animarla. Tras la intervención quirúrgica, la pareja se interesa por el estado de salud de Elena. Krallman les dice que probablemente nunca volverá a ser la misma. Lucy ya no puede concentrase en sus peleas, y piensa dejar su profesión de luchadora.

Entretanto la policía ha descubierto el robo del gorila del zoo, y Arturo es el encargado de investigar el caso. El simio debe ser capturado antes de que provoque daños.

Krallman le asegura a su hijo que se curará, infundiéndole esperanzas. Sabe que Julio ha sido desahuciado, pero aún así está dispuesto a intentar lo imposible, a desafiar las leyes de la naturaleza. Por la noche realiza la transfusión y el transplante. Los restos del gorila son quemados en una incineradora que hay en la villa.

Poco después, mientras el científico y su ayudante aguardan que el hijo despierte, tiene lugar una metamorfosis monstruosa: El hijo se transforma en una bestia simiesca. El ser escapa a la calle. Irrumpe en un edificio llegando hasta una casa donde una chica se está duchando. Trata de violarla, y la asesina salvajemente; huyendo antes de que lleguen los alarmados vecinos.

Sigue leyendo

Un jinete llamado Muerte – Karen Shakhnazarov, 2004

Un jinete llamado Muerte (V.O. Всадник по имени смерть) a.k.a “The Rider named Death”

Rusia, 2004

Director: Karen Shakhnazarov

Guión: Aleksandr Borodyanskiy, basado en novela de Boris Savinkov

Intérpretes: Andrei Panin (Georges), Kseniya Rappoport (Erna), Artyom Semakin (Vanya)

Música: Anatoli Kroll

Género: Drama, histórica

Argumento

Rusia, a comienzos del siglo XX. En el prólogo del film, una atractiva y elegante joven pide audiencia en un palacio para realizar una consulta a un ministro. Se presenta como “la princesa de…” y pronto recibe la autorización para entrar en las oficinas del importante político. Una vez ante él, la chica saca una pistola y le dispara varios tiros hasta matarlo. Pues en realidad la muchacha no era una princesa, sino una agente de una célula subversiva.

Son los años de efervescencia revolucionaria que golpean con contundencia especialmente a San Petersburgo y Moscú. Numerosos atentados son perpetrados aquellos años contra aristócratas y exponentes del régimen zarista. Grupos comunistas o anarquistas se organizan contra la vetusta dinastía de los Romanov, que inicia a tambalearse. Pero también algunos apolíticos se movilizan, mercenarios o nihilistas, como asimismo aventureros o románticos sin ideología concreta que convierten al terrorismo en un estilo de vida.

Entre éstos últimos se encuentran los integrantes del grupo comandado por George, un individuo de misteriosa procedencia y oscuros orígenes, que se hace pasar por inglés y usa múltiples identidades. La pequeña organización de George planea asesinar a un duque, y vigilan constantemente la mansion de éste, pendientes de sus rutas y horarios.

Sigue leyendo

El bruto – Luis Buñuel, 1953

El Bruto

México, 1953

Director: Luis Buñuel

Género: Drama, suspense

Guión: Luis Alcoriza, Luis Buñuel

Intérpretes: Pedro Armendáriz (Pedro “el Bruto”), Rosita Arenas (Meche), Katy Jurado (Paloma), Andrés Soler (Andrés)

Música: Raúl Lavista

Argumento

Carmelo González, hombre de mediana edad aquejado de una enfermedad pulmonar, vive con su hija Meche en una zona residencial de gente humilde. Un día llega a la vecindad el propietario del edificio, don Andrés, en compañía de su abogado y un par de policías. El dueño de los pisos convoca a los inquilinos en el patio y les anuncia que tiene la intención de echarlos a todos a la calle, pues planea derribar los inmuebles para construir allí algo más lucrativo. Les da veinte días de plazo para que empaqueten sus bártulos y se marchen. Pero lejos de amedrentarse, los vecinos se enfrentan al intransigente don Andrés. Carmelo, que tiene madera de líder, encabeza y anima a los revoltosos. Los inquilinos manifiestan su propósito de resistirse al desalojo, y casi echan de allí a golpes al casero.

Don Andrés regresa preocupado a su casa, donde le espera su esposa Paloma. Él le confiesa los problemas que tiene con sus inquilinos; lo que más quebraderos de cabeza le da es que hay “dos o tres” entre ellos que dirigen a los demás instigándoles a que se rebelen contra él, sobre todo el carismático Carmelo. Estando todos tan unidos y con un líder como ese va a ser difícil echarlos. Entonces Paloma sugiere que habría que “descabezar” la revuelta, librándose de los “dos o tres” que conducen la resistencia. Para ello será menester contratar a un hombre “fuerte y decidido”, que mande al hospital a los cabecillas.

Don Andrés sabe de inmediato a quién tomar como matón: A Pedro alias “El Bruto”, un forzudo grandullón sin muchas luces al que conoce desde su infancia. Pedro, que es de procedencia humilde, trabaja en un matadero y vive en una cabaña con su mujer, sus hijas y su suegra. Ésta última se acopló recientemente, también el vago de su cuñado se aloja con frecuencia allí y los dos viven parasitariamente a costa de sus escasos ingresos. La convivencia en esa casa es por todo ello cada día más insufrible.

Sigue leyendo

Flavia, la monja musulmana – Gianfranco Mingozzi, 1974

Flavia, la monja musulmana (V.O. Flavia, la monaca musulmana, a.k.a. “Flavia, the heretic”)

Italia, 1974

Director: Gianfranco Mingozzi

Género: Pseudohistórica, drama, nunsploitation

Guión: Bruno Di Geronimo, Gianfranco Mingozzi, Fabrizio Di Onofrio, Segio Tau

Intérpretes: Florinda Bolkan (Flavia), Claudio Cassinelli (Abraham), María Casares (hermana Agatha)

Música: Nicola Piovani

Argumento

Finales del siglo XIV en la Italia meridional. Los musulmanes (probablemente turcos otomanos) asedian la región de Apulia. Por uno de ellos se siente atraída la adolescente Flavia, hija de un señor feudal de la zona. Cuando Flavia se escabulle hacia el campamento de los sarracenos, aparece su padre don Diego y mata al enamorado de su hija. A continuación, ésta es recluída en un convento convirtiéndose en monja contra su voluntad.Mucho tiempo después, cuando la chica ya tiene unos treinta años y se ha habituado a la vida monástica, una extraña secta llega a las puertas del convento. Los adeptos al misterioso culto “de la Tarántula” realizan frenéticas danzas extáticas, excitando la curiosidad de Flavia, quien nunca había visto nada similar. La joven, que considera haber perdido muchos años de su vida tras los muros del monasterio, se dispone a “ilustrarse” sobre el funcionamiento del mundo. Así, conoce al judío Abraham, quien le habla de Lilith, la primera mujer de Adán antes que Eva según el Antiguo Testamento.

Flavia presencia como un duque amigo de su padre viola a una de las novicias. Don Diego surte a los demás aristócratas de la comarca con chicas procedentes del convento para que calmen sus apetitos sexuales. Asqueada por ello, Flavia comienza a desarrollar ideas proto-feministas y ansía lograr la liberación de la mujer. Cansada de la opresión que para ella simboliza la estricta vida de monja, decide escapar con el judío Abraham. Éste está enamorado de ella, pero para Flavia Abraham tan solo es “un buen amigo”. Flavia continúa recordando al sarraceno que su padre mató hace una quincena de años, y el fantasma de éste se le sigue apareciendo en sueños. La huída de Flavia y Abraham no dura demasiado; ambos son detenidos poco después. Ella recibe una tanda de latigazos y es devuelta al convento, mientras que el judío es recluído en unas mazmorras.

Flavia entabla amistad con una anciana y un tanto enajenada monja, sor Ágata, quien contribuye a incrementar las ideas feministas de la joven y le propone abandonar la Iglesia Católica romana para pasarse a la del “Papa de Avignon”, porque así será más fácil “tomar el poder” (sic)…

Sigue leyendo

Tiempo de violencia – Ludmil Staikov, 1988

Tiempo de Violencia (V.O. Време на насилие)

Bulgaria, 1988

Director: Ludmil Staikov

Guión: Georgi Danailov, Anton Donchev, Mihail Kirkov, Radoslav Spasov

Intérpretes: Max Freeman (Momchil), Ivan Krystev (Manol), Anya Pencheva (Sevda)

Música: Georgi Genkov

Género: Histórica

Argumento

En el siglo XVII, tropas otomanas llegan a una comarca búlgara con la intención de forzar a sus habitantes a convertirse al Islam. Los turcos entran en Elidenya, situada en el valle de Rhodope. Esa zona ya se encuentra bajo el control otomano, pero sus humildes habitantes, en su mayoría dedicados al pastoreo, profesan todavía la fe cristiana.

Karaibrahim es el despiadado comandante turco encargado por el gran visir de lograr la conversión forzosa de esos búlgaros. Entre los habitantes de Elidenya destaca por su valentía el desafiante Manol. Éste perdió hace tiempo a su mujer y tiene dos hijos; uno que ronda la treintena llamado Momchil, y otro pequeño de unos once años. Entre los turcos estaba extendida la costumbre de tomar niños como esclavos en los territorios ocupados convirtiéndolos en fanáticos musulmanes al servicio del sultán: Los jenízaros. Con la intención de evitar que su hijo pequeño Mircho corra esa suerte, Manol le da indicaciones para que salte al río desde la caravana de prisioneros si es capturado. La corriente le arrastraría a una considerable distancia y podría salvarse. Si no lo hace, él mismo se vería obligado a dispararle.

La administración del valle de Rhodope está en manos de Suleyman Aga, hacia quien Karaibrahim siente una cierta animadversión. No sólo entre los turcos hay rivalidades, sino también entre los búlgaros: La joven Elitsa se ha enamorado del carismático Manol, después de que éste la salvara de ser violada por los invasores. Ello despierta los celos de Momchil, hijo mayor de Manol y hasta el momento prometido de Elitsa.

Karaibrahim concede a los búlgaros diez días de plazo para que adopten el Islam. Si al cabo de ese tiempo siguen resistiéndose, serán todos pasados a cuchillo: “Haré que en el suelo dibujéis cruces con vuestra sangre y escupiré sobre ellas!”

Un jenízaro de origen veneciano llamado Abdulá entabla amistad con la esposa de Suleyman, la madura Gyulfiye, mujer muy aburrida que se pasa los días comiendo y fumando en shisha. Ésta le revela que Suleyman hizo matar a su propio hermano. Más adelante, Suleyman le confiesa a Abdalá que en realidad el Imperio Otomano está afectado por una creciente decadencia, y que los turcos son empujados a luchar fuera de sus fronteras porque si se quedaran en su país se matarían entre ellos.

Manol no tiene intención de rendirse ante las amenazas de Karaibrahim, y trata de guiar a su pueblo en la resistencia. Curiosamente, entre los más pusilánimes se encuentra el sacerdote; que debería ser el más interesado en evitar la conversión forzosa que les espera si no luchan. Cuando faltan tres días para que se cumpla el plazo, Manol celebra su boda con Elitsa. Ello acongoja a Momchil, y también a Sevda, otra joven de la aldea enamorada de Manol.

Durante el banquete ceremonial, los turcos irrumpen de improviso; Karaibrahim pisotea con desprecio los manjares nupciales y hace arrestar a Manol y a otros representantes del poblado. Pues los diez días de plazo eran para meditar sobre convertirse a “la única fe verdadera” y no para celebrar fiestas… De ese modo, comienza el mayor “tiempo de violencia” en la historia de Bulgaria.

Sigue leyendo