La casa de los relojes – Lucio Fulci, 1989

https://images.duckduckgo.com/iu/?u=http%3A%2F%2Fwww.copertinedvd.org%2Fcopertine-dvd-file%2FT%2Fthe_house_of_clocks.jpg&f=1

La casa nel tempo (a.k.a. “House of clocks”)

Italia, 1989

Director: Lucio Fulci

Género: Misterio, terror

Guión: Lucio Fulci, Gianfranco Clerici

Intérpretes: Keith Van Hoven (Tony), Karina Huff (Sandra/Diana), Paolo Paoloni (Vittorio/Victor), Bettine Milne (Sara)

Música: Vince Tempera

Argumento

En una suntuosa y retirada villa vive una pareja de excéntricos ancianos con su criada Maria y su tuerto jardinero Peter. El señor Victor es un apasionado coleccionista. Su mansión está repleta de relojes de todo tipo (carrillones, de arena, etc) que él cuida con mucho cariño y esmero, para que funcionen todos al unísono. Diríase que está completamente obsesionado con ellos.

Maria, el ama de llaves, intuye que los ancianos ocultan un oscuro secreto. Cierto día, en la capilla de la villa, descubre los cadáveres de una pareja. Un hombre y una mujer jóvenes yacen en sendos féretros vestidos como si acabaran de casarse y con gruesos clavos de más de un palmo de largo que atraviesan sus gargantas. Victor y su mujer Sara acuden con frecuencia a la capilla donde yacen sus sobrinos (a los que ellos mismos mataron) para acicalar y maquillar sus rostros (que ya comienzan a descomponerse). Los asesinaron porque al parecer los jóvenes conspiraron para hacerse con su dinero.

Al viejo matrimonio, el comportamiento de su criada les parece sospechoso; piensan que sabe demasiado… Cuando Maria anuncia que va a marcharse por unos días poniendo como excusa a su madre enferma, Sara la mata atravesándola con una barra de hierro. No podía arriesgar que la criada hablase sobre los misterios de la casa. Como la señora le dirá luego a su marido, ya es la tercera empleada del hogar en lo que va de año…

No lejos de allí, un trío formado por dos chicos y una chica conduce por la carretera. Inicialmente parecen inofensivos turistas que, salidos de la ciudad, buscan pasar unos días tranquilamente en la campiña. Pero Paul, Tony y su novia Diana son unos delincuentes de poca monta. Llegados a un plácido pueblo comienzan a hacer de las suyas: Mientras Diana distrae al tendero en un pequeño supermercado, los otros dos roban todo lo que pueden.

De vuelta en el coche, se ponen a fumar marihuana (mientras conducen), y Paul disfruta torturando a un pobre gato, introduciéndolo en una bolsa de plástico. Los tres gamberros (que están armados con una pistola) han planeado entrar a robar en una villa de las afueras. La mansión elegida,como no podía ser de otra manera, es la de la misteriosa pareja de ancianos…

Allí usarán el mismo método empleado antes: La chica distraerá a las víctimas y los otros dos actuarán. Diana fingirá tener una avería con su coche y pedirá permiso para entrar a telefonear, mientras que sus cómplices desvalijan la casa.

Pero no todo sale como estaba previsto: Cuando se percata de que se está perpetrando un robo, el jardinero Peter acudirá al encuentro de los intrusos pertrechado con una escopeta… En el curso del forcejeo se producen varios disparos: Los ancianos y su empleado resultan muertos. En el momento de la muerte del viejo Victor, todos los relojes de la casa se paran.

Los tres ladrones se sienten conmocionados ante el baño de sangre que acaban de provocar, lo cual no es óbice para que desaprovechen la ocasión de arramblar con todo lo que puedan. Sin embargo, cuando se disponen a marcharse, los feroces perros del matrimonio les esperan a las puertas de la mansión con las fauces abiertas. Ya no les quedan balas y no tienen más remedio que quedarse por el momento en el interior de la casa…

Entonces, los paralizados relojes vuelven a funcionar… pero en sentido inverso. El delincuencial trío comenzará a experimentar en carne propia sucesos inquietantes, que carecen de explicación racional. Se convertirán en el objetivo de un siniestro escarmiento de ultratumba…

https://alucinecinefago.files.wordpress.com/2017/02/bd5a2-iu.jpg?w=700

Paolo Paoloni y Karina Huff

Comentario

“La casa nel tempo” es un telefilm producido para la televisión italiana en el marco de una serie de películas sobre casas encantadas que fueron encargadas en 1989 a dos de los más prestigiosos directores italianos del género de terror. Así, para la serie “Le case maledette” (“Las casas malditas”) Umberto Lenzi filmó “La casa del sortilegio” y “La casa delle anime erranti” (“La casa de las almas errantes”) y Lucio Fulci realizó “La dolce casa degli orrori” (“La dulce casa de los horrores”) y ésta “La casa en el tiempo” que nos ocupa.

Sin embargo, el proyecto fue todo un fracaso; pues ninguna de las cuatro películas serían transmitidas en su momento al ser consideradas demasiado violentas. Las dos aportaciones de Fulci las vi ambas hace unos 8 años editadas en DVD. Recuerdo que “La dolce casa degli orrori” era espantosamente mala y ridícula. Pero “La Casa nel Tempo” por el contrario, me pareció muy interesante.

“La casa nel tempo” es un telefilm muy representativo de las últimas contribuciones de Fulci. Se toca el tema de los dislocamientos temporales (como en su obra final “Las puertas del silencio”, de 1991) – Pasado, presente y futuro (“Tempus fugit”); así como sueño y realidad, se entremezclan para crear una atmósfera oprimente y turbadora.

Los dos ancianos, de ínfulas aristocráticas y flema británica, tienen un característico humor macabro muy típico de Fulci. También es propio del cineasta romano emplear a gatos en sus películas (Una de ellas incluso se titula “Un gatto nel cervello” – “Un gato en el cerebro”). En ésta “La casa de los relojes” un felino tendrá un rol crucial (en hasta dos ocasiones)…

La joven ladrona Diana (llamada también Sandra, según la versión del film que se tenga) está interpretada por la inglesa Karina Huff, quien en 1991 protagonizó “Voci dal profondo” (“Voices from beyond”), otra de las últimas películas de Fulci.

La banda sonora, con pinceladas onírico-melancólicas, fue compuesta por Vince Tempera.

FHP, febrero de 2016

Anuncios

3 thoughts on “La casa de los relojes – Lucio Fulci, 1989

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s