Cromwell, el rey de los bárbaros – Albert Pyun, 1982

https://i0.wp.com/wrongsideoftheart.com/wp-content/gallery/posters-s/sword_and_sorcerer_poster_02.jpg

The sword and the sorcerer (a.k.a. Cromwell, el rey de los bárbaros)

EEUU, 1982

Director: Albert Pyun

Género: aventuras, espada y brujería

Guión: Tom Karnowski

Intérpretes: Lee Horsley (Talon), Kathleen Beller (Alana)

Música: David Whitaker

 

Argumento

Titus Cromwell es un caudillo guerrero que busca conquistar el pacífico y civilizado reino de Ehdan. Para ello, contacta con la ayuda de una hechicera a un siniestro demonio llamado Xusia. Éste monstruoso ser habita en estado de “hibernación” en el interior de una cueva ubicada en una isla. Con él se encuentran asimismo sus infernales acólitos, cuyas cabezas gimientes emergen de las paredes… Cromwell permanece impertérrito ante ésta dantesca escena. Para demostrar su poder, el monstruo arranca el corazón de la bruja que le había invocado. El jefe de los guerreros pone a Xusia bajo sus órdenes. El demonio resucitado deberá ayudar a Cromwell con su magia negra a lograr la victoria contra Richard, el sabio y benevolente rey de Ehdan. Éste se encuentra en su palacio, impotente ante los avances de las  tropas enemigas. Los invasores liderados por Cromwell se acercan peligrosamente a su reino, y ya nada puede detenerlos. El hijo mayor de Richard es herido en combate y muere poco después en brazos de su consternado padre. Cuando todo está perdido, Richard da la orden de que su mujer y sus demás hijos sean llevados a un lugar seguro. Sin embargo, a su vástago menor (llamado Talon)  le encomienda que en un futuro ejecute la vengaza contra los invasores. Cromwell y los suyos arrasan todo lo que encuentra a su paso y se disponen a tomar Ehdan. Cuando el jefe bárbaro considera que el monstruoso Xusia ya no le es de utilidad, lo apuñala a traición, tras lo cual el demonio se despeña por un acantilado.

Poco después, Cromwell asesina al rey Richard. Su hijo Talon presencia desde una cierta distancia el regicidio. No mucho más tarde, también su madre la reina (que trataba de huir por mar desde la costa) cae bajo el acero de los esbirros del usurpador. Talon observa también éste crimen. Cromwell se corona como nuevo rey de Ehdan, y Talon (único príncipe superviviente de la abolida dinastía) huye con la espada de triple hoja heredada de su padre.

Han pasado muchos años. Talon ya no es ahora un imberbe e inexperto adolescente, sino un curtido aventurero, un guerrero que ha luchado en numerosas batallas, un capitán de mercenarios. Cromwell, por su parte, es un tirano sanguinario que rige con mano de hierro el antes próspero reino de Ehdan. Hasta allí retorna Talon acompañado por sus hombres, sin que éstos sepan que quien los conduce tiene cuentas pendientes con el déspota que ocupa el trono.

Por otro lado, en Ehdan florecen al mismo tiempo las intrigas palaciegas, destinadas a derrocar al usurpador, y encabezadas por el joven Mikah y su hermana Alana, hijos de uno de los nobles más fieles al servicio del defenestrado rey Richard. La conspiración contra Cromwell consiste en lanzar una revuelta popular y deponer al tirano con la ayuda de miembros estratégicos de la corte. Pero Cromwell está al corriente de los planes que Mikah y Alana han urdido contra él. El pérfido y ladino Makeli, lacayo de Cromwell, hace creer al príncipe Mikah que apoya su causa, y así el usurpador logra ubicar el paradero de los hermanos descabezando la rebelión. Mikah es arrestado y llevado a las mazmorras, donde se le tortura sin cesar. Cromwell está convencido de que sólo han podido organizar la revuelta con la ayuda de poderes sobrehumanos, conferidos por la magia negra de Xusia. Al malvado monarca no le falta razón al suponer que el demonio al que traicionó habría sobrevivido. Efectivamente así es, y no solamente Talon busca vengarse de Cromwell, sino también la infernal criatura.

Talon, por su parte, salva a la princesa Alana de ser violada por la soldadesca del tirano. Alana no sabe que Talon es el único hijo superviviente del legítimo rey Richard, y piensa que es un mercenario más de los muchos que operan en la región. La joven desea contratarlo para su causa, y le encarga liberar a su hermano preso. A cambio se ofrece a entregarse una noche a él, a modo de recompensa.

Sin embargo, también Alana cae en las garras de Cromwell cuando Talon está ausente tratando de defender a miembros de la resistencia. Cromwell trata de forzar a la muchacha a desposarse con él, amenazándola con matar a su hermano Mikah si no acepta.

La insurrección coordinada por los hermanos ve a Mikah como legítimo heredero, pues nadie sabe de la existencia del superviviente príncipe Talon. Éste se ha puesto al servicio de los hermanos manteniendo oculta su identidad real por el momento. Estallarán rivalidades entre Mikah y Talon por la sucesión al trono? Mientras tanto, el siniestro demonio Xusia comparte con Talon y los hermanos el objetivo de acabar con Cromwell…

Comentario

Tras el éxito arrollador de la surperproducción “Conan the Barbarian” (John Milius, 1982) proliferaron numerosos rip-offs de temática similar, del género llamado de “espada y brujería”, “fantasía heróica” o simplemente “de bárbaros”. La mayoría de éstas películas fueron rodadas en Italia, tal es el caso de la saga de Ator (de Joe D´Amato), de “Sangraal, la spada di fuoco” (a.k.a. “La espada salvaje de Krotar”) de Michele Massimo Tarantini o la “Gunan” de Franco Prosperi; todas ellas de poca calidad cinematográfica, pero que cuentan sin embargo con un encanto característico que las hace entrañables. También en España se cultivó por aquellos años el género bárbaro: Joaquín Gómez alias Dan Barry dirigió y protagonizó la interesante e infravalorada “Tunka el Guerrero”, en 1983; demostrando que con nulo presupuesto es posible realizar un film memorable.

“The sword and the sorcerer” (conocida en España como “Cromwell, el rey de los bárbaros”) entra dentro de la categoría de rip-offs descaradamente basados en el personaje creado por Robert E. Howard, adaptado al comic por la Marvel (destacando Roy Thomas y John Buscema como guionista y dibujante respectivamente) y a la gran pantalla por John Milius.

El Conan encarnado en 1982 por el musculoso Schwarzenegger es el prototipo de héroe nitzscheano, forjado a sí mismo, que representa además fidedignamente el carácter del personaje tal y como lo concibió R.E. Howard en sus historias; allí se muestra la primacía de la “barbarie” sobre la molicie y la decadencia de la “civilización”. Por su parte, las versiones italianas resultan simpáticas por su involuntaria comicidad. Sin embargo, nada de ésto sucede con “The sword and the sorcerer”, donde (al parecer) se reivindica a la civilización (con su “paz” y su “tranquilidad”) por sobre la barbarie (Cromwell es el caudillo bárbaro, y es “el malo de la película”, nunca mejor dicho). Sin llegar al nivel de entrañable hilaridad de los calcos italianos de “Conan”, “The sword and the sorcerer” tiene un enfoque filosófico-cosmovisivo diametralmente opuesto al de la película que supuestamente trata de parangonar. Sin embargo, ésto probablemente carece de importancia, pues a todas luces es un film que sólo busca entretener. El escenario ( y vestuarios) de “The sword and the sorcerer” se acerca mucho más a una Edad Media de fantasía que a una antigüedad remota en continentes perdidos como la Era Hyboria de las historias del Conan original.

Si no fuera por algunas escenas que resultan demasiado brutales para un público infantil, casi podría pensarse que estamos más bien ante una especie de cuento de hadas para niños. Pero es de agradecer que la trama sea un poco más compleja, con varias facciones entremezcladas en pugna por el poder y con Cromwell como mutuo enemigo.

FHP, 2015

Anuncios

2 thoughts on “Cromwell, el rey de los bárbaros – Albert Pyun, 1982

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s